domingo, 24 de febrero de 2019

Flan de galletas speculoos. Receta en microondas #Asaltablogs




Hoy os vengo con una receta fácil-fácil, de esas que se preparan en un suspiro y que, además, llevan poquitos ingredientes. Estoy segura de que no vais a poder resistiros a este flan de speculoos, hecho en su versión sin lácteos. Por si fuera poco, se prepara en el microondas, por lo que no tenéis que andar encendiendo el horno y necesitáis muy poco tiempo.

Apetecible, ¿no?


Estamos a último domingo de mes, y eso significa que toca reto Asaltablogs. Este mes por poco no llego!! Estaba yo tan tranquila, pensando que aún me quedaba una semana...¡y de repente me di cuenta de que febrero es más corto! 

El blog asaltado ha sido Cocineando con Rosa, de, por si no lo habíais adivinado...¡¡Rosa!! Un blog lleno de recetas ricas. Pero es que en cuanto vi este flan, hecho con mis galletas favoritas y que además se prepara en un abrir y cerrar de ojos, pues lo tuve claro. 


A veces nos complicamos la vida preparando recetas super elaboradas, de repostería de otros países, con ingredientes exóticos; y se nos olvida que hay recetas de toda la vida, más simples y "feas", pero que están de muerte. 

Vale, sí, que este flan no es de los que preparaban nuestras abuelas (eso de las galletas speculoos o la bebida vegetal les sonaría a chino, y lo del microondas es sacrilegio). Pero os aseguro que sabe a casero! Lo de la leche vegetal es por salud, y las galletas siempre se pueden sustituir por galletas maría, que son como más nuestras. Y si sois muy puretas con la forma de preparación, pues siempre lo podéis hacer al baño maría al horno, como los de toda la vida.



FLAN DE GALLETAS SPECULOOS


Inspiración: esta receta del blog Cocineando con Rosa.
Dificultad: fácil-fácil.
Tiempo de preparación: 5 minutos.
Cocción: 15 minutos.
Alérgenos: huevos, gluten, soja


Ingredientes


  • 5 huevos
  • 500 ml de bebida vegetal de soja
  • 140 g de panela (o de azúcar)
  • 15 galletas speculoos
  • un poco de caramelo líquido

Preparación


1.- Ponemos todos los ingredientes en el vaso de la batidora, excepto el caramelo. Batimos bien a máxima potencia, hasta que no queden trozos de galleta.

2.- Echamos un poco de caramelo líquido en el fondo de un molde apto para microondas. 

3.- Vertemos la masa en el molde, encima del caramelo.

4.- Cocemos en el microondas a máxima potencia durante 7 minutos. Pasado ese tiempo, lo dejamos reposar dentro del microondas durante 3 minutos. A continuación, cocemos durante 4 minutos más. 

5.- Comprobamos con un palillo que esté bien hecho por dentro. Si le falta, ponerlo 1 minuto más. 

6.- Dejamos enfriar antes de desmoldar.


Consejos:

  • si usáis un molde de silicona, os será más fácil desmoldar el flan. Aún así, yo usé uno de cerámica y salió sin problemas.
  • en la receta original utiliza 10 galletas en lugar de 15, pero es que a mí me gustan mucho estas galletas :)
  • podéis endulzar con lo que más os guste: panela, azúcar blanquilla, azúcar moreno...
  • podéis usar el tipo de bebida vegetal que más os guste. Si no tenéis problemas de alergia, también podéis usar leche.
  • yo usé caramelo comercial, pero podéis hacerlo casero.
  • el tiempo de cocción puede variar en función del tamaño del molde. Cuanto más alto sea, más tiempo necesitará. Si lo hacéis en moldes individuales, el tiempo se reducirá bastante.


Este va a ser mi postre de hoy, fresquito, que parece que estamos en junio. Bueno, de hecho, en junio muchas veces hace más frío que ahora!! Así que todos a disfrutar del domingo primaveral!!

Muás
Iratxe

jueves, 14 de febrero de 2019

Bolitas veganas de anacardos con crema de speculoos. Receta sin azúcar, sin gluten

Estas bolitas de anacardos con crema de speculoos son un bocado dulce, delicioso y saludable; ya que no llevan azúcar, son veganas y se pueden hacer fácilmente sin gluten. ¡Ya veréis que no podréis comer sólo una!


Hace ya un tiempo que veía por Instagram y Pinterest recetas de "energy balls", pero no sabía muy bien lo que eran. El otro día por fin tuve un ratito libre y me puse a mirar...¡y me pareció una idea muy buena!

Son unas bolitas con una base de frutos secos  (de ahí lo de la "energy"), endulzadas con dátiles en lugar de azúcar, y luego acompañadas por diferentes sabores. Ya he probado dos versiones distintas y me han enamorado. Hoy, de momento, os traigo la primera de ellas.


Como he usado anacardos, el sabor me recuerda un poco a las tartas de queso veganas que he preparado hasta ahora. Lo bueno de los anacardos es que no tienen un sabor muy fuerte, por lo que le podéis añadir otros ingredientes para darle el sabor que queráis. Las combinaciones son infinitas...¡y deliciosas!

En esta ocasión el sabor se lo da la crema de galletas speculoos. Las speculoos son esas galletas belgas con sabor a canela, que en muchas cafeterías ponen con el café. Son de mis galletas favoritas, y cuando vi que existía la versión crema para untar, supe que sería mi perdición. Aunque si no encontráis la versión para untar, siempre podéis añadir unas pocas galletas trituradas a la mezcla.


Aunque os he dicho que son unas bolitas saludables, no hay que perder de vista el contenido calórico. Una cosa es que sean saludables porque no llevan azúcar refinado ni productos procesados y llevan todos los  nutrientes de los frutos secos; y otra cosa es que sean "light". Esto último para nada, ya que los frutos secos son muy calóricos.

Son ideales para deportistas, para tomar en lugar de una barrita energética procesada; o para después de hacer ejercicio. También las podemos tomar en el almuerzo o como tentempié, pero sin pasarnos con la dosis!




BOLITAS DE ANACARDOS CON CREMA DE SPECULOOS


Dificultad: muy fácil.
Tiempo de preparación: 10 minutos.
Reposo: un par de horas.
Cantidad: unas 12 (depende del tamaño).
Alérgenos: frutos secos, gluten (de la crema de galletas), soja (de la crema de galletas)


Ingredientes


  • 150 g de anacardos (remojados toda la noche en agua, o 30 minutos en agua hirviendo)
  • 60 g de dátiles (remojados 10 minutos en agua templada)
  • 1 cucharada de aceite de coco
  • 2 cucharadas de crema de speculoos 

Preparación


1.- Escurrimos bien los anacardos.

2.- Escurrimos también los dátiles y les quitamos el hueso (si es que no se lo hemos quitado antes del remojo).

3.- Ponemos todos los ingredientes en el procesador de alimentos y batimos a máxima potencia hasta lograr una crema homogénea. 

4.- Dejamos la crema en la nevera un par de horas, para que coja consistencia y sea más fácil manejarla.

5.- Vamos cogiendo pequeñas cantidades de masa y formamos bolas con las manos. En principio la masa no se pega, pero si por el calor de las manos vierais que se os pega un poco, podéis mojaros las manos con un poco de agua. 

6.- Podemos espolvorear un poco de azúcar glas sobre las bolas antes de servir.


Consejos:

  • las bolas se conservan en la nevera, dentro de un recipiente hermético. Aguantan bien durante varios días.
  • los anacardos hay que dejarlos a remojo toda la noche en agua, pero si se os olvida o andáis con prisa, los podéis poner a remojo en agua hirviendo media hora.
  • la masa es muy manejable y no se pega. Pero si en vuestra casa hace mucho calor, o tenéis las manos calientes, puede ser que se os pegue un poco. En ese caso, mojaros un poco las manos con agua.
  • las podéis servir con azúcar glas por encima. O también podéis bañarlas en chocolate negro fundido.
  • si no encontráis crema de speculoos, podéis añadir galletas a los ingredientes y picarlas con todo.
  • la crema la podéis sustituir también por crema de cacahuete o de cualquier otro fruto seco.
  • para que todas las bolas os salgan de igual tamaño, podéis usar una cuchara de helado pequeña, o las que hay para vaciar melones.
  • versión sin gluten: el gluten de esta receta es por la crema de galletas. Se puede solucionar si utilizáis galletas sin gluten troceadas a la mezcla.


Os aseguro que en cuanto probéis estas bolitas os van a enganchar. Yo ya he repetido y han vuelto a volar! Además no pueden ser más fáciles de hacer, por lo que no tenéis excusa para no preparar vuestras "energy balls" caseras ;)

Muás
Iratxe

miércoles, 6 de febrero de 2019

Vasitos de crema de calabaza con langostinos

Hoy os traigo una receta muy sencilla, pero la mar de vistosa. Perfecta para sorprender a los invitados y sin complicarnos la vida. No os perdáis estos vasitos de crema de calabaza con langostinos!


Casi-casi que me da hasta apuro llamarle receta a lo que os traigo hoy... Es más bien una presentación que otra cosa. Pero estos vasitos son perfectos para sorprender a los invitados, ideales como aperitivo o entrante para una comida.

Y es que últimamente no tengo tiempo pa'ná!! Pero este mes encima coinciden 4 cumpleaños en la familia, y siempre me gusta preparar algo. Por eso tengo que buscar recetas sencillas pero vistosas, como la que os enseñaré la semana que viene.


Para que fuera más sencillo aún (y que no pueda haber excusas), la crema de calabaza no es casera, sino de brick. Así que más fácil imposible: sólo tenéis que calentar la crema, rebozar los langostinos y presentarla en unos vasitos de chupito con los langostinos colgando.

Si preferís que la crema sea casera, en el blog tenéis esta receta de crema de calabaza y curry buenísimas y también muy fácil de hacer.


He utilizado una crema de calabaza de la marca Gvtarra, que me vino en la Degustabox de enero. Si queréis recibir la caja todos los meses en vuestra casa, sólo tenéis que daros de alta en su página web, al hacerlo introducir el código SUQS4 y conseguiréis la primera cajita por sólo 7,99€, ¡no os lo perdáis!

Este mes la caja ha venido llena de cosas ricas, y casi todas sin lácteos! Azúcar especial para mermeladas de La Azucarera; las nuevas Príncipe a cucharadas (tienen lácteos);  bebidas vegetales Santal de avena y miel y de soja con cereales caramelizados; el nuevo Nesquik con 30% menos de azúcares; un paquete de café italiano Segafredo; galletas mini PiCK UP! (tienen lácteos);  snacks Bio cracker, Bio legume y choco snack de Esgir; bases de pizza de MissionWraps; zumo de mango de Granini y un brick de cocido de garbanzos con espinacas y otro de crema de calabaza de Gvtarra.



VASITOS DE CREMA DE CALABAZA CON LANGOSTINOS


Dificultad: con crema de brick, muy fácil!
Tiempo de preparación: 10 minutos (más si preparáis la crema casera).
Cocción: 5 minutos.
Cantidad: 6 vasitos.
Alérgenos: crustáceos, huevo


Ingredientes


  • 1 brick de crema de calabaza Gvtarra
  • 6 langostinos
  • 1 huevo
  • maíz frito (kikos)
  • aceite para freír

Preparación


1.- Pelamos los langostinos (si es que los habéis comprado enteros), enjuagamos con un poco de agua y escurrimos.

2.- Batimos ligeramente un huevo. Por otro lado, machacamos el maíz frito, bien con ayuda de la batidora, bien con ayuda de un mortero o un martillo (sí, sí, un martillo: metemos los kikos en una bolsa de las de congelar, cerramos, tapamos con un trapo y golpeamos con el martillo).

3.- Pasamos los langostinos por el huevo, escurrimos un poco el exceso, y los rebozamos con el maíz.

4.- Ponemos a calentar abundante aceite en una sartén. Cuando esté caliente, freímos los langostinos hasta que se doren por los dos lados. Sacamos a un plato con papel absorbente, para quitar el exceso de aceite.

5.- Calentamos la crema de calabaza en el microondas, siguiendo las instrucciones del fabricante. 

6.- Servimos la crema en vasos de chupito y colocamos un langostino en el borde. 


Consejos:

  • podéis preparar una crema casera, si no queréis usar de brick. Para ello, en el blog tenéis una receta de una deliciosa crema de calabaza y curry.
  • para rebozar los langostinos, podéis usar pan rallado, pero el maíz le da un toque crujiente y de sabor muy rico.
  • en lugar de "colgar" los langostinos del borde del vaso, podéis ponerlos en una brocheta y colocar uno o dos encima del vaso.
  • los langostinos los podéis cambiar por gambas.


Como veis, lucirse con los invitados no tiene por qué ser complicado ni tiene que suponer estar mucho tiempo en la cocina. En 10 minutos podemos tener un entrante delicioso y vistoso. ¿Os animáis a probar?

Muás
Iratxe